barra separadora blanca

Caso Clínico de Fluorización Dental en Niños

barra separadora negra

En este Caso Clínico de Odontopediatría explicaremos en qué consiste la fluorización dental, cómo se realiza y los beneficios para prevenir la aparición de caries. La fluorización o fluoración dental es un procedimiento preventivo para niños que tienen mayor riesgo de desarrollar caries.

También se puede realizar en adultos o jóvenes que presenten alguna característica que predisponga a la aparición de caries, como la escasa producción de saliva, personas con ortodoncia y la aparición de manchas blancas, entre otras. Además, ayuda a atenuar la sensibilidad dental.

Es un tratamiento indoloro, que los odontopediatras recomiendan realizar en niños a partir de los 6 años de edad. Consiste en la aplicación de flúor durante pocos minutos, entre 1 y 4 minutos, en las arcadas dentales ayudando a prevenir las caries.

Si bien es un procedimiento rápido e indoloro, requiere de la supervisión de un profesional en la clínica dental, ya que el fluoruro es una sustancia tóxica que no se debe ingerir. Es por esta razón por lo que no se recomienda para niños muy pequeños y así evitar que accidentalmente ingieran el producto.

barra separadora negra

Fluorización dental en niños antes y después

En las siguientes imágenes podemos visualizar el antes y el después del tratamiento de fluoración en las piezas dentales de un paciente en Pronins:

Problema:

Propensión a desarrollar caries

Los niños tienen mayor riesgo de desarrollar caries, riesgo que está relacionado a una mala higiene oral y a una dieta alta en azúcares, entre otros factores. Por ello, además de una limpieza dental periódica, el odontólogo especialista suele recomendar la fluoración. Este procedimiento protege y fortalece el esmalte dental y tiene una acción antibacteriana, con lo cual previene la aparición de placa bacteriana y la acumulación de sarro.

Si en la visita al dentista, a tu pequeño le indican este tratamiento, es importante que sepas que es un tratamiento frecuente y por ello, es necesario que conozcas los beneficios para su salud dental.

Solución:

Aplicación de flúor en los dientes

Los métodos de fluoración dental consisten en geles y espumas que se aplican con contenedores sobre la superficie de los dientes. Después de unos pocos minutos, el odontopediatra indica la expectoración de toda la sustancia.

La fluorización dental ayuda a proteger la salud bucodental de tu hijo y es un método seguro para prevenir caries en la infancia.

Caso Clínico de Fluorización dental infantil

Presentamos el caso clínico de un paciente de 14 años, a quién se le había diagnosticado una descalcificación del esmalte en los incisivos centrales superiores. Para el tratamiento de la descalcificación se realizaron aplicaciones de flúor en clínica en varias sesiones y se recomendó la aplicación en casa de pastas dentífricas ricas en flúor. A los 12 meses del tratamiento se observa una desaparición de las descalcificaciones y la recuperación de un esmalte sano.

En los siguientes controles odontológicos, se verificó que la dentadura del paciente se encontraba en mejor estado, sin nuevas descalcificaciones ni caries.

De acuerdo al caso de cada paciente, el odontopediatra indicará la frecuencia con la que se puede proceder al procedimiento de fluoración, la cual puede oscilar entre 3, 6 o doce meses. Además, se le enseñará o reforzará el método de cepillado de dientes para cuidar mejor la higiene bucal.

barra separadora negra

¿Dudas si tu hijo necesita un tratamiento de fluoración?