Todo lo que necesitas saber sobre la mordida cruzada

Dra. Roselló
Especialista en Ortodoncia

En Clínica Pronova somos consciente de la importancia que tiene la salud bucodental y por ello queremos informaros acerca de la mordida cruzada. Conocer mejor este problema dental que afecta tanto a niños como adultos puede ayudar a identificarla, ponerle solución y evitar que empeore de forma progresiva. Descubre con nosotros qué es la mordida cruzada, sus causas y cuáles son sus tratamientos, tanto para niños como para adultos.

¿Qué es la mordida cruzada?

En una mordida normal, los dientes de la arcada superior sobresalen por la parte de delante o por fuera de los dientes de la arcada inferior.

Cuando esta situación es al contrario, es decir, que uno o más dientes de la arcada superior ocluye por dentro de la arcada inferior, es cuando hablamos de mordida cruzada en Ortodoncia. 

Esta mordida cruzada se puede localizar a nivel anterior o posterior y podrá ser de 1 o más dientes.

Las personas con mordida cruzada se caracterizan por presentar también un paladar ojival o estrecho, es decir, una estructura ósea que necesita ser ensanchada.

Dentro de los diferentes tipos de maloclusiones que existen, podríamos decir que la mordida cruzada es una de las más comunes entre la población.

Causas de la mordida cruzada 

La mordida cruzada se puede producir por diversos motivos.

Puede ser porque el desarrollo óseo no se haya producido de una forma adecuada, pero también porque los dientes no hayan erupcionado adecuadamente y no ocluyan como deberían. Según estos criterios encontraríamos:

  • Dental: los huesos maxilares tienen un tamaño normal y los dientes se inclinan hacia dentro.
  • Esquelética: el maxilar es más estrecho que la mandíbula. En estos casos, a pesar de que los dientes están bien posicionados respecto al hueso, los dientes superiores quedan por dentro de los inferiores.
  • Combinación de mordida cruzada dental y esquelética: tanto el hueso como los dientes han tenido un crecimiento/erupción adecuada

Además, podemos decir que la mordida cruzada se puede originar por factores genéticos, pero también por malos hábitos dentales como serían la succión del dedo durante tiempos prolongados, la colocación de la lengua en una posición inadecuada (deglución atípica) o la respiración bucal (que se acompaña de una posición baja y anterior de la lengua y por tanto, no se estimula el crecimiento transversal del maxilar superior).

Tipos de mordida cruzada

  • Mordida cruzada anterior: afecta a la zona de delante de la boca
  • Mordida cruzada posterior: se produce en la zona trasera de la boca
  • Mordida cruzada unilateral: afecta únicamente a un lado de la boca (derecho o izquierdo)
  • Mordida cruzada bilateral: se produce en los dos lados de la boca

Tratamientos de la mordida cruzada 

En el tratamiento de la mordida cruzada es fundamental el diagnóstico y tratamiento precoz ya que podrían provocar un crecimiento asimétrico de la mandíbula provocando una asimetría facial y siendo más complejo el tratamiento en edad adulta. Además de provocar una asimetría facial y estética, también pueden original problemas musculares, articulares y funcionales.

Entre los principales problemas que acompañan la mordida cruzada, podemos destacar la dificultad para morder ya que los diente son reciben las fuerzas adecuadamente y son susceptibles a sufrir daños.

Tratamiento de la mordida cruzada en niños

Esta maloclusión se trata con mayor facilidad y efectividad durante la infancia ya que podemos estimular el crecimiento de los maxilares porque el paciente se encuentra en crecimiento. Es por ello, que siempre se aconseja llevar a los pequeños de la casa al ortodoncista por primera vez cuando tienen aproximadamente 6 años. Aún así, en caso de detectarse de forma precoz, podría empezar a tratarse incluso antes de los 6 años.

En las edades en los que el paciente se encuentra en crecimiento, el tratamiento es un tratamiento interceptivo orientado a guiar el crecimiento de las bases óseas maxilares y mandibulares. Se suele tratar con unos aparatos que van fijos en el paladar (disyuntores tipo Hyrax o McNamara) y que tienen como objetivo expandir el maxilar superior y por tanto, ensanchar el paladar.

Durante el crecimiento, podemos considerar que se trata de tratamientos relativamente fáciles ya que los huesos aún se están formando y altamente efectivos.

Tratamiento de la mordida cruzada en los adultos

El tratamiento para los adultos es radicalmente diferente ya que el crecimiento de los huesos de la cara ha finalizado y por tanto, no podemos guiarlos con la ortopedia.

En estos casos, el ortodoncista deberá evaluar el grado de severidad que tiene la maloclusión en cada paciente y tras haber estudiado el caso se procederá a determinar cuál es el mejor tratamiento para corregir la maloclusión y obtener la posición correcta.

Entre los tratamientos podemos encontrar la compensación dental (trabajar con las inclinaciones de los dientes respecto a las bases maxilares para poder encajar bien los dientes) o bien, en casos más acentuados, puede ser necesario recurrir a la cirugía ortognática para poder modificar el tamaño y la posición del hueso.

Categorizado en: